Chelidonium majus - Celidonia o Hierba Verruguera




La Celidonia o Hierba Verruguera es una planta vivaz de porte medio (60-80 cm) que pertenece a la familia de las papaveráceas, es decir, pariente de las amapolas.

Sus hojas son bastante grandes, lobuladas y con el margen redondeado, verde oscuras por el haz y de color ceniciento por el envés, el cual, se encuentra recubierto por multitud de pelillos. Las flores también amplias, destacan por un llamativo color amarillo, son hermafroditas y se disponen de modo umbeliforme, es decir, como las varillas de un paraguas. El fruto como se puede también ver en la fotografía, es muy alargado (3-4 cm) y con forma de cápsula que se acaba abriendo para dispersar las semillas.

Lo más interesante de esta planta, y que marca un carácter diferenciador, es el liquido lechoso (latex) de color amarillo-anaranjado que tiene en su interior, el cual, expulsa al romper sus tallos y del que cuentan propiedades antiverrucosas, de ahí su nombre de Hierba Verruguera.

Es una planta muy abundante que florece entre los meses de marzo y septiembre, pudiendo encontrarla fácilmente en zonas frescas y húmedas, cerca de arroyos, suelos nitrificados, escombreras, e incluso en los pueblos junto a las tapias de los huertos.

La fotografía esta realizada a principios de mayo junto a un puente de piedra a las orillas del Río Pirón...


Clase - Magnoliopsida; Orden - Ranunculales; Familia - Papaveraceae;
Género - Chelidonium; Especie - Chelidonium majus

100mm; f8; 1/160; 100 ISO; Flash

16 comentarios :

  1. Que bonita foto,preciosa,el amarillo es dificil de fotografiar y quedo bastante bien.

    Besos

    ResponderEliminar
  2. Pilar en Córdobalunes, 26 octubre, 2009

    ayer estaba explicando el sendero a unos de mis visitantes, y de las muchísimas aplicaciones y utilidades de las plantas del monte, hablamos de las berrugas... mira por donde¡¡¡
    me contaron que en su pueblo buscan una hoja de la encina que contenga el mismo número de "berrugas" (agallas) que tú, y la entierran en un lugar por donde nunca vayas a pisar...
    pero a mí me sonó más a brujería que a otra cosa¡¡¡
    la historia de la celidonia parece tener más fundamento, jajaja.
    saludos

    ResponderEliminar
  3. Me ayudó un poquito el flash Mª Angeles, pero si es cierto que los amarillos y naranjas intensos no les gustan mucho a las cámaras...
    Besos

    ResponderEliminar
  4. Curiosa historia Pilar, no se si brujería o tradición, pero es cierto que existen muchas fórmulas de este estilo para curar verrugas, clavos, etc
    Lo de la celidonia tampoco se hasta que punto es cierto, no se de nadie que lo haya probado, pero es algo que citan de esta planta en todas partes...
    Saludos

    ResponderEliminar
  5. Pues si la veo me aplicaré el latex en un par de verruguillas pequeñas que tengo. Por probar... Saludos

    ResponderEliminar
  6. Yo no respondo de lo que pueda pasar Elvira, jeje :)
    Es algo que pone en muchos sitios pero no se cual será su efectividad o su posibles efectos...
    Me da mucho respeto poner este tipo de cosas en el blog, porque hay gente que se toma todo al pie de la letra y luego ocurren cosas.
    Creo que me lo voy a pensar muy mucho antes de poner cosas de este tipo.
    Saludos

    ResponderEliminar
  7. Qué ganas tengo de encontrar alguna celidonia, Ramuol, por aquí no son muy comunes, aunque sí que hay muchas plantas que producen látex. Supongo que debe ser un mecanismo de defensa química relativamente fácil de desarrollar, así que plantas no directamente emparentadas lo han sacado adelante, como esta celidonia, las lechugas silvestres, las euforbias... Saludos naturalistas.

    ResponderEliminar
  8. Bonita foto, te puedo contar que tenía una pequeña berruga, ya había probado arrancándola (por 3 veces)y un día de paseo por Covatillas encontramos una, la cogí y frotando con el látex sobre la berruga y su base esta ha desaparecido. No creo que se deba usar en la zona del ojo,
    ni cerca de las mucosas y genitales,
    por si acaso.
    A mí me encanta esta planta.
    Saludos

    ResponderEliminar
  9. Y en algunas de ellas ese latex es verdaderamente irritante, como en el caso de las euphorbia...
    Saludos naturalistas

    ResponderEliminar
  10. Si Carlos, recuerdo ese día y aquellas Celidonias junto a la fuente, la foto es de allí, pero no sabía que te hubiera funcionado...
    Me imagino que en las zonas sensibles irritará mucho, claro!!
    Saludos

    ResponderEliminar
  11. Muy bonita foto... a mí me encanta esta planta, pero cuando ví que tenía el látex naranja aluciné! No sé si será buena para las verrugas, pero sí sé que una Euphorbia de esas de navidad (E. pulcherrima) me produjo con su látex una verruga, así que tienes razón, hay que ser prudente con lo que decimos, pero también es verdad que las historias populares a veces encierran algo de verdad (otras no, lo tengo supercomprobado...)

    Saludos, Ramuol

    ResponderEliminar
  12. Si Joselez, es una planta espectacular y lo del latex muy curioso!!

    El problema de dar cierta información, aunque se haga con la mejor intención del mundo, es que no sabes como se va a interpretar o quién lo va a leer, así que habrá que extremar las precauciones en este sentido...

    Saludos

    ResponderEliminar
  13. La Euphorbia serrata también contiene látex, a lo mejor también funciona para las berrugas.

    Si,si, ya sé que me dirás..."No se hasta que punto puede ser cierto".
    Yo estoy contigo, que hay ciertas informaciones sobre las aplicaciones de las plantas que mejor no divulgar sin conocimientos. Supongo que te pasa como a mí que quieres poner información lo más extensa posible y sabe mal dejar un dato en el tintero, pero hay que andarse con cuidado.

    Un beso!!

    ResponderEliminar
  14. Pues ni idea Montse, las Euphorbia son de mucho cuidado y coincido contigo en dar la información lo más cuidadosamente posible...
    Besos

    ResponderEliminar
  15. No sé si conocéis a Josep Pàmies, un agricultor catalán que cultiva plantes medicinales ecológicas. Él habla de que la Chelidonium majus es estupenda para eliminar las verrugas y también para otras cosas. Os recomiendo que miréis su blog o pongáis su nombre. Su experiencia no tiene desperdicio.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Isabella,

      No tengo el gusto de Conocer a Josep Pàmies, buscaré su blog para seguir tu recomendación.

      Saludos

      Eliminar

¡Bienvenidos a Reflejos de Biodiversidad y muchas gracias por comentar!